Transporte público terrestre y transmisión de enfermedades infecciosas transmitidas por el aire

Added July 27, 2020

Citation: Mohr O, Askar M, Schink S, et al. Evidence for airborne infectious disease transmission in public ground transport–a literature review. Eurosurveillance. 2012 Aug 30;17(35):20255.

¿Qué es esto? La pandemia de la COVID-19 ha suscitado preocupaciones sobre la transmisión del virus, en los centros de trabajo y sistemas de transporte. La investigación existente sobre la transmisión de enfermedades infecciosas, transmitidas por el aire en el transporte público terrestre, podría proporcionar información útil a los responsables políticos.

En esta revisión sistemática, los autores buscaron estudios sobre la transmisión de enfermedades infecciosas transmitidas por el aire, en el transporte público terrestre, en parte para sacar conclusiones sobre el valor potencial del rastreo de contactos, en este tipo de viajes. Limitaron su búsqueda a artículos publicados en inglés y alemán y la realizaron en diciembre de 2010. Incluyeron 32 estudios, en su mayoría relacionados con la transmisión de la tuberculosis (TB).

Lo que se encontró: la aglomeración de pasajeros, en los autobuses, puede aumentar la transmisión de la tuberculosis y la enfermedad meningocócica.

Los efectos del hacinamiento, la duración de la exposición, la proximidad al caso índice, la ventilación y otros factores ambientales sobre el riesgo de transmisión de enfermedades transmitidas por el aire en el transporte público terrestre son inciertos.

Los autores concluyeron que, considerando la dificultad y probablemente la eficacia limitada del rastreo de contactos para el transporte terrestre, solo estaría justificado en circunstancias excepcionales.

 

Exención de responsabilidad: Este resumen ha sido elaborado por el personal y los voluntarios de Evidence Aid, a fin de hacer accesible el contenido del documento original para los responsables de la toma de decisiones que están en busca de pruebas disponibles del coronavirus (COVID-19), pero que quizás en un principio no dispongan del tiempo para leer el informe original completo. Con este resumen no se pretende sustituir los consejos médicos de los facultativos, trabajadores sanitarios, asociaciones profesionales, elaboradores de directrices o gobiernos nacionales y organismos internacionales. Si los lectores de este resumen piensan que las pruebas que se presentan en el mismo son relevantes en su toma de decisiones, deberán remitirse al contenido y los detalles del artículo original y a las recomendaciones y consejos que ofrecen otras fuentes expertas, antes de tomar decisiones. Evidence Aid no se hace responsable de ninguna decisión tomada en relación con el coronavirus (COVID-19) basada solamente en este resumen.

Share